Buscador de la Hemeroteca
Secciones
Tecnología

Cómo usar el nuevo “modo confidencial” en los correos de Gmail

17 de Mayo de 2018
Con este modo activado, los destinatarios no podrán reenviar, copiar, pegar, imprimir ni descargar el contenido del mensaje.

Con este modo activado, los destinatarios no podrán reenviar, copiar, pegar, imprimir ni descargar el contenido del mensaje.

Una de las grandes novedades que se anunciaron con el rediseño de Gmail fue la capacidad de enviar correos confidenciales. Una herramienta que puede resultar realmente útil en muchas situaciones, tanto en el ámbito laboral como en tu vida personal. En este artículo te vamos a explicar paso a paso lo que tienes que hacer para poder disfrutar de este novedoso servicio.

El primer paso es activar el nuevo diseño de Gmail. Si no tienes absolutamente ni idea de qué te estoy hablando, te recomiendo que te pases por el artículo que hicimos hace un par de semanas explicando el proceso para activarlo. Es muy fácil de hacer y apenas tardarás un par de segundos en tenerlo listo.

Una vez activado, pasaremos a la pantalla normal para redactar un email. El botón para redactar sigue estando en el mismo sitio (arriba a la izquierda), así que no deberías tener problema en encontrarlo. Acto seguido, redacta el correo que quieres enviar, añade los destinatarios de la manera habitual y una vez lo tengas terminado pasaremos a activar el “modo confidencial” para ese correo en concreto.
2b
Verás una barra de herramientas encima del campo dónde has escrito el texto principal de tu correo. La típica barra donde están las opciones para adjuntar archivos, subir imágenes, poner texto en negrita o cursiva, etc. Allí verás un nuevo icono (justo a la derecha del botón para adjuntar imagen) que es un candado con un reloj. Cuando lo pulses se abrirá la pantalla para configurar el modo confidencial.

2c
Con este modo activado, los destinatarios no podrán reenviar, copiar, pegar, imprimir ni descargar el contenido del mensaje. Además, podrás establecer de manera muy sencilla la caducidad del propio correo, de tal forma que se autodestruye cuando llega la hora indicada. Y por si todo esto fuera poca seguridad, también tienes la posibilidad de establecer una contraseña para ese mensaje en particular, que recibirá el destinatario por SMS.
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es