Buscador de la Hemeroteca
Secciones
Opinión

Veinte años ya del euro

05 de Julio de 2018
  • José Luis Martínez Campuzano
José Luis Martínez Campuzano, portavoz de la Asociación Española de Banca (AEB).
Estamos a punto de alcanzar 20 años desde la creación del Euro. Visto en perspectiva, un periodo de fuerte crecimiento acumulado, convergencia monetaria y también real: el euro es la segunda moneda de reserva mundial.

Pero también un periodo, especialmente la segunda mitad de la existencia de la moneda única, donde ha quedado demostrado que la Unión Monetaria por sí misma no elimina riesgos y desequilibrios. Y tampoco es condición suficiente para superar las vulnerabilidades estructurales existentes. La crisis del Euro demostró que las infraestructuras del proyecto europeo no estaban preparadas ante la acumulación de desequilibrios y endeudamiento en muchos países.

Desde aquel momento, hemos avanzado mucho para fortalecer la Unión Monetaria y la propia Unión Europea. Los bancos europeos son el mejor ejemplo: más sólidos y resistentes. Varios medios recogen las conclusiones de la última reunión del Eurogrupo centradas en los avances conseguidos por los bancos para reducir los riesgos y mejorar las condiciones de financiación.

Más capitalizados, menos apalancados, con mayor liquidez y manteniendo una financiación estable y bajo condiciones muy favorables. Un sector el de banca que sigue conllevando los mayores retos a corto plazo para las autoridades europeas: culminar la Unión bancaria, facilitar la integración financiera y materializar un mercado de capitales común.

Menores riesgos desde el sector financiero. Pero ¿menores vulnerabilidades a nivel económico? Se puede definir un desequilibrio como la posición (negativa o positiva) de una variable económica o financiera que si no se corrige a tiempo lleva a una situación insostenible cuyo posterior ajuste tiene un impacto significativo en el producto.

El BCE analiza en un reciente documento de trabajo los desequilibrios en la zona euro en estos momentos, bajo un entorno de mayor crecimiento sobre lo esperado.

Sus conclusiones son claras: muchos países han tomado importantes medidas de ajuste. También la propia expansión económica ha supuesto una mejora clara en el deterioro de las vulnerabilidades. Pero no lo suficiente para eliminarlas. Mejora de flujos, pero no tanto del stock.
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es