Buscador de la Hemeroteca
Secciones
Estados Unidos

La Reserva Federal sube un 0,25% los tipos de interés

22 de Marzo de 2018
  • P.R.
El candidato a gobernar la Fed, Jerome Powell.

El presidente de la Fed, Jerome Powell.

La Reserva Federal (Fed) ha subido los tipos de interés un 0,25%, hasta un rango objetivo de entre el 1,5% y el 1,75%. Este aumento ha tenido lugar en la primera reunión de la Fed con Jerome Powell a la cabeza, que ha mantenido la política continuista de Janet Yellen que dejó el cargo en febrero. 

Durante el mandato de Yellen, los tipos se subieron en tres ocasiones: en marzo, junio y diciembre. Así, esta nueva subida del precio del dinero es la cuarta en menos de un año, por lo que los analistas del Comité Federal de Mercado Abierto señalan que el rango de los tipos de interés acabará este 2018 entre el 1,9y% y 2,4%

El repunte de los precios al consumidor, que se habían mantenido durante años por debajo de la meta anual del banco central del 2% y la fortaleza del mercado laboral, con una tasa de desempleo que cerró febrero en el 4,1%, justifican este incremento en los tipos de interés. En febrero, la inflación interanual se ubicó en el 2,2%, y consolidó su senda ascendente. Según Powell, la inflación podría acelerarse en los próximos meses. "Esta resolución marca un paso más en el proceso continuo de reducir gradualmente el ajuste de la política monetaria que ha estado en marcha en los últimos años", sentenció Powell.

"La perspectiva económica se ha fortalecido en los últimos meses", dijo la Fed en un comunicado después de su última reunión de dos días. "El Comité espera que, con los ajustes graduales adicionales en la postura de la política monetaria, la actividad económica se expandirá a un ritmo moderado en el mediano plazo y las condiciones del mercado laboral se mantendrán fuertes", han destaco.

La Fed cuenta con un doble mandato de promoción del pleno empleo y estabilidad de precios.

Este aumento se produce, además, después de la aprobación por parte del Congreso, de la reforma fiscal impulsada por el presidente Donald Trump, que incluye un notable recorte de impuestos para las empresas y, en menor medida, para los trabajadores. Además, la reunión de la Fed se produce en un momento delicado a nivel internacional, después de que el presidente estadounidense anunciase la imposición de aranceles al acero y el aluminio, medida proteccionista que ha hecho saltar las alarmas de una posible guerra comercial.

¿Cómo afecta la subida de los tipos de interés a la economía?
Los tipos de interés marcan el precio del dinero, en concreto, el coste que hay que pagar por pedir dinero prestado. Así, los bancos centrales de cada país son los encargados de fijar estos tipos atendiendo a la situación económica y a los tipos de interés. Pero, ¿en qué afecta la subida de los tipos? Según un estudio de la entidad financiera ING Direct, estas son las cinco consecuencias:

1. Con tipos más altos, la inflación baja. La inflación si no se controla puede llegar a ser un problema y es en momentos de expansión económica cuando más riesgos existen. Como norma general, una subida de tipos frenará las presiones inflacionistas porque, a mayores costes de financiación, menor consumo. En el entorno actual, el hecho de que la  Fed suba los tipos es un reflejo de fortaleza y de que la economía estadounidense no necesita más ayudas adicionales para aumentar el consumo.

2. A tipos más altos, préstamos más caros. Los tipos de interés afectan a la capacidad de financiación de los bancos y ésta se traslada a los préstamos a particulares y al resto de productos financieros. En el caso de los préstamos, este movimiento es uno de los más directos ya que, a efectos prácticos, una subida de tipos hará que financiarse sea más caro, tanto para las empresas como para los usuarios.

3. Con tipos más altos, los depósitos suben. Lo que ocurre es que este mayor coste de financiación también se aplica a los préstamos que los usuarios hacen al banco en forma de depósito. Es decir, un depósito a plazo fijo es lo más parecido a un préstamo entre el usuario y la entidad financiera.

4. Crece el atractivo de la renta fija. El dinero puede tender a abandonar la renta variable, es decir, la bolsa, para dirigirse al mercado de bonos. La aritmética del movimiento de la inversión es la siguiente: un aumento de precios afecta a la capacidad de consumo y a la capacidad de endeudamiento de las empresas, por lo que su atractivo cae en el mercado. Mientras, este aumento de tipos tenderá a reflejarse en nuevas emisiones de bonos con mayor rentabilidad, por lo que crecerá el atractivo de la renta fija.

5. Con tipos más altos, la moneda se fortalece. Una subida de tipos suele traducirse en un fortalecimiento de la divisa. Si la Fed opta por subir los tipos de interés, el dólar aumentará su cotización y esto afectará a su capacidad de exportar, ya que comprar bienes estadounidenses será más caro. A nivel global, las empresas europeas se verían beneficiadas, ya que podrían aumentar su cuota de mercado al estar el euro más barato que el dólar. Es decir, sus productos serían más atractivos a la exportación ya que el euro perdería valor frente al dólar, invirtiendo la actual tendencia.
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es