Buscador de la Hemeroteca
Secciones
e-commerce

El nuevo consumidor inteligente, más reflexivo y menos impulsivo

07 de Diciembre de 2018
Los españoles prefieren comprar el fin de semana. De hecho, el lunes sigue siendo el día con menor número de transacciones de consumo y, los sábados y los domingos son los días en los que concentran los importes más elevados.

Los españoles prefieren comprar el fin de semana. De hecho, el lunes sigue siendo el día con menor número de transacciones de consumo y, los sábados y los domingos son los días en los que concentran los importes más elevados.

Nos encontramos ante un nuevo consumidor, el “consumidor inteligente”, más reflexivo y menos impulsivo. Dispone de más canales y avances tecnológicos a su alcance para buscar una oferta más amplia y de carácter global, está más informado y lee las recomendaciones de otros consumidores que ejercen como prescriptores.

Uno de los factores que más han contribuido a la aparición del nuevo consumidor es la transformación del consumo, según el “III informe Bankintercard: El nacimiento de un nuevo consumidor tras la crisis (2008-2018)”

La tarjeta de crédito es uno de los elementos que ha favorecido la expansión del comercio electrónico. Los consumidores online con tarjeta de crédito han pasado de realizar 8,1 movimientos de media en Internet en 2013 a los 14 estimados para 2018, lo que supone un aumento del 73% del número de compras en Internet en un período de solo seis años. Para 2018 está previsto que los usuarios de tarjeta que compran por Internet gasten de media 886 euros en su consumo digital, un 1% más que en 2017.

El sistema de pago que está triunfando es el contactless. Este sistema es desde noviembre de 2017 el método más utilizado para el pago con tarjeta, representando el casi el 55% del total de las transacciones. Por su parte, el pago con tarjeta a través de PIN ha comenzado a descender representando en la actualidad el 30,7% de las transacciones.

Durante estos años, el smartphone ha dejado de ser una herramienta de comunicación y ha pasado a ser una para instrumento realizar pagos de forma fácil y cómoda. Un sistema de pago móvil es el wallet, que permite el pago directo y fácil a través del móvil o de dispositivos wearables, ya supone el 2,4% del total de los pagos en 2018.

El importe promedio de cada pago a través del wallet ronda los 35,1 euros, durante 2017 y 2018 y el número de movimiento se ha incrementado en un 44,6% en los últimos tres meses.

Otro método de pago es el bizum, cuyo importe promedio de transferencia es de 53,3 euros desde su lanzamiento en octubre de 2016. El número de operaciones en el último año con este sistema ha aumentado 2,5 veces con respecto a 2017.
 
 


Este cambio de consumidor ha contribuido a la aparición de las nuevas plataformas de comercio electrónico como Amazon o Aliexpress, las cuales han ido comiendo terreno a los grandes hipermercados.

En 2009 las plataformas de comercio online representaban el 0,1% del gasto total de los consumidores y para 2018 se prevé que esta cifra suba hasta el 2,5%. Sin embargo, esta evolución no ha sido similar en todos los sectores. Los hipermercados han ido perdido peso dentro de las preferencias de los consumidores pasando del 12,4% del total de los pagos con tarjeta en 2009 al 5,2% en 2018, disminuyendo más del 60% su representación en el bolsillo de los españoles.

En el lado contrario se encuentran los supermercados, en 2009 el peso de estos en el gasto total de los españoles representaba el 12,82% y para 2018 se prevé un 16,50%.

En cuanto al gasto medio anual por sector y por movimiento, se aprecia un descenso generalizado en todos los sectores, excepto en las plataformas de comercio electrónico. Así, en restauración los españoles hemos pasado de dedicar una media por movimiento de 62 euros en 2009 a la previsión para 2018 de 35 euros por movimiento. En el caso de los talleres, los españoles destinaban una media de 127 euros por movimiento con tarjeta en 2009, y actualmente dedican 85 euros en 2018.

El domingo, el día que más gastan los españoles
Los españoles prefieren comprar el fin de semana. De hecho, el lunes sigue siendo el día con menor número de transacciones de consumo y, los sábados y los domingos son los días en los que concentran los importes más elevados. El domingo es el día de la semana en el que más gastan los españoles llegando a duplicar el importe del lunes.

Por el contrario, los días centrales de la semana, martes, miércoles y jueves se mantienen sin variaciones durante los últimos ocho años, con una diferencia de un euro entre ellos.
 
 
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es