Buscador de la Hemeroteca
Secciones
Análisis en profundidad del sector eléctrico

El sistema eléctrico español necesita abordar su compleja regulación

12 de Marzo de 2018
Estación de energía eléctrica

Estación de energía eléctrica

La existencia de una compleja regulación que afecta al sector eléctrico español en todas sus actividades, desde la generación hasta la comercialización y suministro, hacen necesario abordar un análisis en profundidad sobre algunos problemas que afectan al sector y adoptar las reformas adecuadas. Esta es una de las conclusiones de un reciente informe sobre el sector eléctrico en nuestro país que publica el Consejo Económico y Social de España (CES).

El informe señala que este sector tiene que mantener como objetivos lograr un suministro seguro, sostenible, asequible y competitivo, reducir el impacto negativo de la energía sobre el saldo exterior de la economía en un mercado eléctrico europeo más cohesionado en normas y mercados, con más interconexiones físicas y con un mix energético equilibrado que combine la generación renovable, esencial para reducir las emisiones de CO2, con el resto de las tecnologías de generación.

Para contribuir a mejorar la eficiencia del sector, el CES analiza en este documento la importancia, el funcionamiento y los principales retos y oportunidades del sector eléctrico español, aportando algunas propuestas para su reforma.
 
  • Sobre la regulación normativa, el CES propone que en el proceso de adaptación a una economía baja en carbono, las futuras normas deben aumentar la competencia en todos los segmentos susceptibles de operar en tal entorno para garantizar mayores niveles de eficiencia económica, técnica y ambiental.
  • Respecto al funcionamiento general del sistema eléctrico, se propone que el progresivo aumento del consumo de electricidad por el aumento de la electrificación de la economía, así como la reducción futura en la capacidad del parque térmico y la capacidad hidráulica al máximo de su utilización, precisará invertir en una nueva generación de respaldo que aporte potencia al sistema y contribuya a garantizar el suministro.
  • En materia de eficiencia energética, el CES considera que debería modificarse la regulación del Fondo Nacional de Eficiencia Energética (FNEE), permitiendo que las empresas que contribuyen al mismo y sus organizaciones empresariales puedan certificar sus propias actuaciones en materia de eficiencia. 
  • Sobre el precio de la electricidad y los costes del sistema, se considera necesario revisar y reformular alguno de los sistemas o mecanismos establecidos para lograr un funcionamiento adecuado del sistema eléctrico, por ejemplo, el mecanismo de interrumpibilidad y los pagos por capacidad, según las disfunciones expuestas en el informe, para que sean más eficientes. Además, el CES estima necesaria una reforma normativa para trasladar el coste de las políticas ajenas al suministro a otras vías de financiación, como los Presupuestos Generales del Estado. 
  • También propone la supresión de todos aquellos impuestos que generen una doble imposición. Respecto a los impuestos que afectan a los consumidores, el CES considera que deben ser revisados e incluir medidas de protección a los colectivos más vulnerables, al constituir la energía un bien de primera necesidad que debe ser garantizado por el Estado a todos los ciudadanos. Debería considerarse la reducción del tipo de IVA que se aplica a la electricidad, actualmente del 21%. 
  • En cuanto a la electricidad como recursos productivo, el CES cree que se deberían propiciar los contratos de largo plazo para los grandes consumidores de electricidad con el fin de mejorar la competitividad del tejido empresarial y evitar que el coste de la electricidad pueda provocar traslados de la producción o de las inversiones.
  • Por lo que se refiere al establecimiento de una factura eléctrica clara y comprensible para los consumidores, el CES estima que este objetivo no se ha logrado plenamente. Por otro lado, la existencia de una amplia diversidad de tarifas, que van desde la tarifa plana hasta el establecimiento de precios distintos en función de las horas del día, dificulta la adecuada valoración por el consumidor de la tarifa más ajustada a sus necesidades.
  • Respecto al autoconsumo y la energía distribuida, el informe sugiere, en línea con las propuestas de la Comisión Europea, que se debería promover el autoconsumo y considerar la opción del autoconsumo compartido, prohibida por el Real Decreto 900/2015. Asimismo, el CES considera necesario establecer un marco normativo que permita su desarrollo y promover el uso de baterías como complemento de las instalaciones eléctricas, penalizado por la normativa actual.
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es