Buscador de la Hemeroteca
Secciones
Guía del Buen Gobierno para pymes

"Las prácticas de buen gobierno son un factor decisivo para generar valor en las empresas"

15 de Febrero de 2018
(De izda. a dcha.):Max Gosch, Rodrigo Madrazo, Antonio Garamendi, Valentín Pich y Carlos Puig de Travy.

(De izda. a dcha.):Max Gosch, Rodrigo Madrazo, Antonio Garamendi, Valentín Pich y Carlos Puig de Travy.

Cepyme y el Consejo General de Economistas han presentado la Guía de Buen Gobierno para empresas pequeñas y medianas. Esta guía es un manual práctico y esquemático de fácil consulta mediante el cual las pymes pueden determinar el grado de implantación de medidas de buen gobierno en su entorno mediante la cumplimentación de un sencillo test con 20 preguntas.

Durante esta presentación, el presidente de Cepyme, Antonio Garamendi, ha querido resaltar que "las prácticas de buen gobierno son un factor decisivo para generar valor en las empresas". Así, Garamendi  ha señalado que "el buen gobierno construye la productividad y la competitividad de las empresas y se refuerza su rentabilidad, que es la mejor garantía de su viabilidad y su sostenibilidad económica, social y medioambiental". En este sentido, esta guía representa una "valiosa ayuda" para que las pequeñas y medianas empresas puedan "cumplir con su función social y aporta ventajas competitivas a la economía y la sociedad española en su conjunto", ha remachado.

Junto al presidente de Cepyme, han presentado este documento el presidente del Consejo General de Economistas de España, Valentín Pich, el director general de Política Económica del Ministerio de Economía, Rodrigo Madrazo, el presidente del Registro de Auditores del Consejo General de Economistas (REA-CGE), Carlos Puig de Travy, y el coordinador de este manual, Max Gosch.

Por su parte, Rodrigo Madrazo ha destacado en su intervención que “la buena gobernanza contribuye a la generación de valor en las empresas, a la mejora de la eficiencia económica y al refuerzo de la confianza de los inversores”. Destacó su importancia para las pequeñas y medianas empresas, “a la hora de abordar algunos de los problemas estructurales a los que se enfrentan este tipo de compañías, como el acceso a la financiación, posibilitando el crecimiento de la empresa”.

En su intervención destacó la importancia de la Guía de buen gobierno para empresas pequeñas y medianas como instrumento útil que contribuirá al objetivo del crecimiento empresarial. Una opinión que compartió Valentín Pich, quien afirmó que “la aplicación de normas de gobierno corporativo no debe ser una cuestión solo de empresas cotizadas”, y abogó por que este tipo de prácticas se normalice en las pymes, que suponen el 99,8 % del tejido empresarial y concentran más de la mitad del empleo del país, ya que “las buenas prácticas constituyen una ventaja competitiva a la vez que una garantía para su supervivencia”.

Según Pich, “es importante recordar que la plantilla de muchas de estas empresas está formada casi en exclusiva por miembros de una misma familia, por tanto la existencia de un protocolo que, entre otras cosas, ayude a evitar conflictos personales y regule el traspaso generacional resulta imprescindible para asegurar su supervivencia, máxime si tenemos en cuenta que, en España, el 85% de las compañías es precisamente de esta índole, pero solo un 1% de ellas consigue llegar a la cuarta generación”.

Por su parteCarlos Puig de Travy incidió en que “el buen gobierno se ha convertido en un tema de vital importancia en las empresas, en la medida en que además de proteger los intereses de la compañía y de sus accionistas, gestiona y controla la creación de valor y el uso eficiente de los recursos, fomentando la transparencia de la información”. Para Puig de Travy, “las pymes también deben interiorizar estas prácticas y entenderlas como un instrumento de generación de valor de la organización y que en definitiva les reportará una mayor capacidad de crecimiento y de estabilidad”.

Por último, el coordinador de este manual, Max Gosch, señaló que “actualmente los inversores financieros valoran muy positivamente las buenas prácticas de las empresas a la hora de justificar sus decisiones de inversión”.


 
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es