Buscador de la Hemeroteca
Secciones
Prescindieron de 2.441 empleados

La banca cerró 2016 con 94.498 empleados en España

30 de Junio de 2017
José María Roldán, vicepresidente de la Federación Bancaria Europea

José María Roldán, presidente de la Asociación Española de Banca.

Los bancos que operan en España prescindieron de 2.441 empleados el año pasado, y su plantilla conjunta quedó en 97.085 trabajadores, al tiempo que continuaron cerrando oficinas y dejaron la red total en 12.240, una cifra que sigue siendo la más baja desde 1979, cuando había 12.235 sucursales.

Esta es una de las principales conclusiones que se extraen del Anuario de la Banca de 2016, publicado por la patronal del sector, la AEB, que no incluye los bancos creados por las antiguas cajas de ahorros. De esas 12.240 oficinas, la provincia de Barcelona era la más bancarizada el año pasado, pues concentraba 1.746 sucursales, seguida de Madrid, con 1.689, a mucha distancia de la tercera, que fue Alicante, con 575, y de Valencia, con 529.

Los datos de la AEB también constatan que la ratio media de habitantes por oficina se situó en 3.796 a cierre de 2016, con grandes diferencias entre provincias, ya que en Lérida la proporción era de 2.270 y en Ceuta eran 9.421, en tanto que en Guadalajara había 7.488 habitantes por oficina. Volviendo a los datos de empleados, la plantilla total del sector ascendía a 97.085, ya que a los 94.498 que trabajaban en España a cierre de diciembre hay que sumar los 2.587 destinados en el extranjero.

La plantilla en España incluye no sólo a los trabajadores de oficinas, sin también a los de los servicios centrales, tanto de sucursales nacionales como extranjeras. Por sexos, a 31 de diciembre de 2016, 49.373 empleados eran hombres y 45.125 eran mujeres, en tanto que el año anterior los hombres sumaban 52.300 y las mujeres, 44.639.

El sector financiero español cerró 2016 con un total de 130 entidades, nueve menos que en 2015, de las cuales 48 eran bancos, frente a los 54 del año anterior. Todas estas entidades contaban con 16.919 cajeros automáticos frente a los 16.543 que había el año anterior.

La banca española sigue siendo una de las más capilarizadas de Europa a pesar de la gran cantidad de cierres que se han producido en los últimos años, y de los que se van a producir próximamente fruto de los últimos movimientos en el sector, tras la intervención del Banco Popular y su posterior venta al Santander y la fusión por absorción de Bankia y BMN.

Pero fusiones o adquisiciones aparte, también hay que tener en cuenta la creciente digitalización del sector, que hace que cada vez sean más los clientes que se relacionan con su banco a través de internet y más concretamente a través de su móvil.
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es