Buscador de la Hemeroteca
Secciones
ante el paro y la inmigración

El Parlamento Europeo pide un presupuesto de la UE para 2018 más ambicioso

25 de Octubre de 2017
Unión Europea

El Parlamento Europeo ha votado a favor de aumentar el presupuesto para crecimiento, creación de empleo, especialmente para los jóvenes, y para seguridad.

El pleno del Parlamento Europeo (PE) aprobó un borrador de presupuesto de la Unión Europea para 2018 que reclama más ambición frente a nuevos retos y pide aumentar, en particular, las partidas destinadas a luchar contra el paro juvenil y la inmigración ilegal.

"El Parlamento Europeo ha votado a favor de aumentar el presupuesto para crecimiento, creación de empleo, especialmente para los jóvenes, y para seguridad, y rechazando los recortes propuestos por el Consejo en investigación, innovación e infraestructura", dijo el eurodiputado popular rumano Siegfried Muresan, ponente del texto, tras la votación.

El proyecto de presupuesto de la Eurocámara, aprobado con 414 votos a favor, 163 en contra y 90 abstenciones, prevé 162.550 millones de euros en compromisos (importe máximo de pagos futuros a los que puede comprometerse la UE) y 146.640 millones de euros en pagos (gastos efectivos).

Estas cifras son, respectivamente, un 3% y un 9% superiores a las de 2017, y también más ambiciosas que las propuestas por la Comisión Europea y el Consejo (los países) para este ejercicio.

La Eurocámara y los países iniciarán ahora tres semanas de negociaciones para pactar el presupuesto definitivo a finales de noviembre.

Los eurodiputados proponen revertir los "injustificados recortes de 750 millones" que piden los Estados en la partida de "crecimiento y empleo" por considerar que "esto minaría programas con un auténtico valor añadido europeo".

En este sentido, piden 65 millones de euros más para el programa Horizonte 2020 y 32 millones adicionales para el Erasmus+, al tiempo que incluyen una partida de 12 millones para dar billetes de Interrail a jóvenes que cumplan 18 años.

Además, la Eurocámara pide dotar con 366,7 millones de euros más, hasta 600 millones, la Iniciativa de Empleo Juvenil, el principal programa comunitario de lucha contra el desempleo en este colectivo.

En materia de inmigración, los eurodiputados quieren reforzar la partida dedicada a la dimensión externa de la lucha contra los flujos ilegales en 299,7 millones de euros, que se destinarán a los países vecinos tanto del norte de África como del este de Europa.

La Eurocámara solicita igualmente aumentar la dotación para las agencias de seguridad como Europol (10 millones), la Oficina Europea de Asilo (26 millones) o Eurojust (3,1 millones).

Los eurodiputados recuerdan en su informe que "la presión en la ruta del Mediterráneo occidental persiste", con miles de llegadas de inmigrantes a Italia, España o Grecia, y que se necesita mas financiación para ayudar a los Estados a "mejorar las medidas de integración" para las personas con derecho a asilo y a "llevar a cabo retornos" cuando no puedan obtenerlo.

Por otra parte, los eurodiputados llaman a la CE a suspender los fondos de preadhesión para Turquía si se detuvieran las negociaciones para la entrada de este país en la UE y, en ese caso, "que los fondos fueran destinados a la sociedad civil turca", en línea con lo solicitado por los líderes de la UE en su última cumbre.

El Parlamento prevé reducir estos fondos en 50 millones de euros este año y poner otros 30 millones en reserva. "Turquía está dando la espalda a la democracia y los derechos fundamentales. La UE no puede financiar un régimen así", dijo Muresan en la red social Twitter.

La eurodiputada socialista francesa Isabelle Thomas manifestó su preocupación por el hecho de que "los retos" en la UE "aumentan, pero no el dinero". "Hay que cambiar la estructura del presupuesto para que refleje las nuevas prioridades de la UE, incluidos el desarrollo sostenible, la innovación y la solidaridad", subrayó.

La Comisión Europea abrió en mayo un proceso de reflexión sobre cómo financiar las actividades de la UE en el futuro, ya que su presupuesto se nutre de las contribuciones de los países y representa solo el 1% de sus ingresos brutos.

Bruselas advierte de que la presión será cada vez mayor en un momento de desafíos crecientes y competencias comunitarias más amplias, así como por la salida de Reino Unido, que dejará un agujero de entre 10.000 y 12.000 millones de euros en las arcas comunitarias.

El presupuesto de 2018 será el último con los actuales 28 Estados miembros pero las negociaciones sobre lo que ocurra tras el Brexit están en punto muerto: Londres asegura que respetará los compromisos presupuestarios adquiridos como miembro, pero de momento no ha presentado una propuesta concreta para saldar las cuentas.
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es