Buscador de la Hemeroteca
Secciones
digitalización

¿Qué pueden hacer las empresas para reducir la brecha de talento digital?

1
08 de Noviembre de 2017
digital

El 55% de lo empleados desearían cambiar de empresa si sienten que sus competencias digitales se estancan en la organización en la que trabajan actualmente.

¿Qué es el talento digital? Se trata de un concepto que surge con la expansión de la digitalización y hace referencia a las habilidades y cualificaciones exigidas para poder extraer las máximas ventajas de las tecnologías digitales. Casi todas las empresas coinciden en considerar la importancia del talento digital y la necesidad de reducir sus carencias en este ámbito.

En un reciente informe de Capgemini, se muestra que algo más de la mitad de las organizaciones analizadas reconocen que la brecha en cuanto a la disponibilidad de talento digital está aumentando.

Para llegar a esta conclusión se ha recabado información a partir de una encuesta dirigida a 1.250 personas, tanto empleados y líderes de equipos como ejecutivos de organizaciones relacionados con la gestión de recursos humanos y la captación de talento.

El informe se ha elaborado con la colaboración de Linkedin, que ha aportado información para entender mejor la oferta y la demanda de cualificaciones y funciones digitales específicas.

El informe sugiere seis áreas en las que las organizaciones deberían centrarse para abordar sus retos en la gestión del talento digital:

1. Alinear liderazgo con la estrategia de talento digital.

2. Diversificar la captación de talento.

3. Crear un entorno que priorice y recompense el aprendizaje.

4. Promover el desarrollo de carreras profesionales.

5. Dar al talento digital el poder de implementar cambios.

6. Facilitar formas flexibles y colaborativas de trabajo.

Conforme aumenta la demanda de habilidades digitales más parece agrandarse la brecha de talento digital. El desafío en este terreno no solo se plantea a nivel de gestión de recursos humanos, sino que se trata de un aspecto que afecta a todas las áreas de la empresa.

El objetivo del informe es orientar a los directivos de organizaciones a afrontar este reto. Para ello, se identifican las tendencias clave y los cambios en el talento digital y en la demanda de cualificaciones y funciones digitales.

Asimismo, se examinan los desafíos que asumen las organizaciones para abordar la brecha de talento digital, se destacan algunas buenas prácticas que pueden aprenderse de los líderes en la gestión del talento digital y se recomiendan estrategias para atraer, desarrollar y retener talento digital de forma efectiva.

El informe analiza el talento digital distinguiendo tres facetas del mismo. Por un lado, las capacidades "duras", como la analítica de datos, Big Data o computación en la nube. En segundo lugar, un conjunto de habilidades consideradas "blandas", como la gestión del cambio, la colaboración, motivación por aprender, la toma de decisiones basadas en datos o la capacidad organizativa.

Por último las funciones digitales que son el resultado de actividades de transformación digital producidas dentro de una organización o la emergencia de tecnologías disruptivas. Todas estas habilidades digitales se han considerado para definir un perfil típico de empleado con talento digital.

Principales conclusiones del informe
- La brecha de talento digital está aumentando. Algo más de la mitad de las organizaciones (54%) reconocen que la brecha de talento digital está obstaculizando sus programas de transformación digital y que la escasez de talento digital les ha hecho perder ventajas competitivas.

- La brecha digital en habilidades digitales "blandas" es más acusada que en el caso de las habilidades "duras". La mayor parte de los empleadores (59%) considera que su organización es más deficitaria en trabajadores cualificados en habilidades digitales "blandas" que en empleados diestros en habilidades consideradas "duras" (51%).

Entre las habilidades digitales "blandas", las más demandadas son la centralización en el cliente y la capacidad de aprendizaje, mientras que las habilidades "duras" más solicitadas son la ciberseguridad y la computación en la nube.

- Se detecta cierta preocupación entre los trabajadores acerca del futuro de sus cualificaciones. El 29% cree que sus actuales habilidades son redundantes o lo serán en los próximos años.

- Los empleados sienten que los programas formativos de las organizaciones no son plenamente efectivos y los que demandan un mayor nivel de excelencia buscan una formación más allá de la que les prestan sus propias organizaciones.

Más de la mitad de los empleados que desarrollan tareas digitales consideran que los programas de formación no responden a sus necesidades o no se ajustan a su disponibilidad de tiempo. El 60% de estos trabajadores invierten su propio tiempo y dinero en ponerse al mismo nivel que sus colegas en las habilidades digitales exigidas.

- La mayoría de los empleados manifiestan temor a que sus habilidades sean redundantes y muestran poca fe en los esfuerzos de sus respectivas organizaciones por mejorar sus capacidades. El 55% de ellos desearían cambiar de empresa si sienten que sus competencias digitales se estancan en la organización en la que trabajan actualmente.

El 58% se muestran inclinados a cambiarse a otras organizaciones que ofrezcan un desarrollo mejor de las competencias digitales. Además, consideran que los empleados con talento digital tienen más facilidades para encontrar oportunidades de empleo.

- En una economía cada vez más digitalizada, las organizaciones que reduzcan su déficit de talento digital tendrán mayores ventajas competitivas. Una estrategia bien definida en este ámbito debe compatibilizar los objetivos de la empresa con las necesidades del talento digital.

Considerando el estado actual de la brecha de talento digital en diversos países, el informe señala que el 50% de las organizaciones consultadas en España declararon que su brecha de talento digital se ha ampliado en los dos últimos años.

Este dato es más bajo en países como Suecia (48%), Italia (43%) y Países Bajos (34%). Entre las economías con un porcentaje más elevado figuran Francia (52%), Alemania (55%), Reino Unido (57%), India (64%) y Estados Unidos (70%).

Por sectores, la banca (62%), los productos de consumo (60%), la distribución comercial (60%) y los seguros (58%) son los registran los mayores porcentajes en la percepción de que la brecha de talento digital ha aumentado en los últimos dos años.
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comentarios
  • #1 luis picabia
    (08/11/17 12:24)

    Práctica y muy interesante información. Enhorabuena.

    Denunciar Responder
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es