Buscador de la Hemeroteca
Secciones
BALANCE DE LA OCDE

España retrocede su intensidad en I+D hasta niveles previos a la crisis

02 de Marzo de 2017
Informe de la OCDE sobre I+D.

Informe de la OCDE sobre I+D.

La OCDE ha actualizado los principales indicadores de ciencia y tecnología de sus países miembros. Y la economía española sigue en niveles previos a la crisis. En España, el indicador de intensidad en I+D llegó al 1,22% en 2015 (con un gasto per cápita en I+D de 425,4 dólares). Este dato supone un retroceso respecto a los últimos años, que registraron porcentajes en torno al 1,29% en 2012, 1,27% en 2013 y 1,24% en 2014.

En comparación con la media de los países OCDE y de la UE-15 para 2015 (1,95% y 2,08% respectivamente), España se sitúa claramente por debajo, especialmente en el caso de los países comunitarios. De hecho, España se sitúa en la posición 29 de los 40 países analizados, una posición pobre para la cuarta economía más importante de la zona euro.

Según el informe de la OCDE, es crucial reducir esta brecha para consolidar un modelo de crecimiento sostenible en el que la innovación ocupe una posición relevante.

Los últimos datos disponibles sobre la intensidad en I+D (gasto en investigación y desarrollo en porcentaje del PIB) en los países de la OCDE muestran una estabilización de este indicador en torno al 2,4% en 2015.

Israel adelantó a Corea del Sur como país con mayor intensidad en I+D (4,25% frente al 4,23%), ocupando el primer puesto del ranking entre las economías de la OCDE, tras permanecer dos años en segundo lugar.

La intensidad en I+D se estabilizó en la UE en un 1,95%, creció levemente hasta el 2,79% en Estados Unidos y registró una ligera caída hasta el 3,5% en Japón. Por su parte, China continuó con su firme tendencia ascendente, alcanzando un 2,1% en 2015.

Entre los países de la OCDE, el gasto real en I+D creció un 2,3% en dicho año, impulsado por el sector empresarial (+2,5%), que representa el 68,8% del total de la I+D.

El gasto real en I+D aumentó un 2,1% en el sector educación superior y un 1,8% en el sector gubernamental. La I+D financiada por los gobiernos ha decaído (en términos reales de paridad de poder adquisitivo) un 2,4% desde 2010, cuando registró el 31% del gasto total en I+D en la OCDE, cayendo al 27% en 2014.

Los últimos datos sobre presupuestos públicos, que presentan información acerca de los recursos destinados a I+D más que a gasto realizado para este fin, muestran que los presupuestos públicos para I+D cayeron un 0,2% en 2015.

La perspectiva para 2016 es desigual, mostrando un fuerte crecimiento en Estados Unidos, un cierto declive en Japón y un comportamiento más bien plano en el resto de economías de la OCDE.
 
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es