Buscador de la Hemeroteca
Secciones
El impacto del aumento del Impuesto sobre Sociedades

La economía perderá 2.200 millones y 70.000 empleos por la subida fiscal

29 de Diciembre de 2016
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

El ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro.

El aumento de la presión fiscal para las empresas  aprobado por el Consejo de Ministros el pasado viernes 2 de diciembre frenará la recuperación económica y el empleo.

De hecho, según las estimaciones del Instituto de Estudios Económicos (IEE) las medidas restarán en 2017 dos décimas al crecimiento (el PIB habría crecido un 2,5% sin esa batería de medidas y lo hará finalmente un 2,3%) y cuatro décimas al empleo (crecerá un 1,8% y no un 2,2% como estaba previsto).

Este impacto no tiene en cuenta el frenazo que supondrá para la creación de puestos de trabajo en 2018, por lo que el golpe para la actividad económica será mucho mayor a largo plazo.

Según los expertos, la última reforma fiscal del Gobierno (que eleva la presión fiscal que soportan las empresas por medio del Impuesto sobre Sociedades, aumenta los impuestos especiales e incrementa los costes laborales) influirá decisivamente en la desaceleración de la economía española que se producirá el próximo año.

Sólo en 2017 el Producto Interior Bruto perderá más de 2.200 millones de euros por estas iniciativas del Ejecutivo y dejaría de crearse cerca de 70.000 puestos de trabajo, según la extrapolación de las previsiones del IEE a la economía real.

Por ejemplo, la subida del tipo efectivo del Impuesto sobre Sociedades mediante los nuevos límites a la deducibilidad en las bases imponibles se produce en un contexto en el que las sociedades no financieras españolas ya soportan, comparativamente, una elevada presión fiscal”.

La aplicación de las medidas aprobadas, especialmente el aumento del coste laboral derivado del incremento de las cotizaciones sociales, tendrá sobre las compañías de menor dimensión una especial repercusión.

La escasa posibilidad que tienen estas empresas para repercutir cualquier aumento de los costes en el precio final sin que se vea lastrada su posición en los mercados, dará como resultado una compresión mayor sobre márgenes y, por lo tanto, sobre su capacidad competitiva.

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Juan Rosell, alertó la semana pasada de que las últimas reformas del Gobierno en los impuestos afectan directamente a las empresas y los ciudadanos españoles, en concreto, el impuesto de Sociedades que "es un desprestigio para la marca España".

Asimismo, CEAJE, la organización que aglutina a los jóvenes empresarios, llegó a alertar de que la subida de las cotizaciones sociales o la supresión del fraccionamiento de pagos abocará a muchas pequeñas empresas a su desaparición.

El presidente de CEAJE, Fermín Albaladejo, destacó que “a largo plazo, estas medidas no aumentarán la recaudación prevista por el Gobierno, ya que el incremento de la presión fiscal hará que la mayoría de las pequeñas y medianas empresas no puedan cumplir con las inversiones previstas, echando por tierra meses de creación de empleo y crecimiento económico”.
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje
Comenta el contenido

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es