Buscador de la Hemeroteca
Secciones

Empresas emergentes españolas buscan abrir mercados en Web Summit de Lisboa

09 de Noviembre de 2016
  • Elempresario.com/Efe
La Web Summit abre sus puertas en Lisboa

La Web Summit abre sus puertas en Lisboa

Una cincuentena de empresas tecnológicas españolas buscan expandirse y abrir nuevos mercados en la Web Summit, la mayor cita anual internacional de empresarios e inversores del sector que ha abierto en Lisboa sus expositores a más de 50.000 visitantes. "Buscamos socios. Para hoy he cerrado ocho reuniones. Mañana, tengo diez", indicó a Efe el cofundador de la empresa emergente hispano-sueca MYMobileSecurity, Jonas Borgh.

Como otras decenas de pymes españolas, la empresa de Borgh llega a la Web Summit con la idea de aprovechar al máximo los tres días de intercambios con otras compañías e inversores interesados en el sector. En su opinión, "no hay miedo a una burbuja" en el ámbito de las aplicaciones para móviles porque "son claves para el futuro". Como superviviente de la burbuja "punto com" a finales de los noventa, este empresario sueco afincado en Barcelona tiene claro que ese bache no se repetirá porque "ahora las cosas se hacen de manera más efectiva".

La Comisión Europea ha propuesto movilizar inversiones públicas y privadas por 50.000 millones de euros para digitalizar todos los ámbitos de la industria e impulsar tecnologías que considera prioritarias como las redes móviles 5G o la computación en la nube, a fin de recortar la ventaja que llevan las empresas estadounidenses a las europeas en ese sector.

Para Borgh, el apoyo de las instituciones o asociaciones como la Entreprise Europe Network, que apoya a pymes para que aprovechen al máximo las oportunidades de negocio en Europa y el resto del mundo, es importante pero no suficiente.

"Barcelona tiene muy buen clima para las pymes y una buena infraestructura", reconoce, pero admite que aún es necesario contar con mayor apoyo popular: "La gente no sabe que Barcelona es Mobile World Capital, no lo tienen en su cabeza", lamenta.

Además, considera imprescindible la implicación de la educación pública en materia de tecnología e idiomas para "atraer los talentos" y que sean más asequibles los fichajes por parte de pequeñas empresas españolas.

Otro de los grandes retos que ven las empresas españolas como la de Borgh es la "falta de confianza" hacia la tecnología que todavía prevalece entre la población, a pesar del incremento exponencial del uso diario de dispositivos como los teléfonos móviles. "Los pagos a través del móvil, por ejemplo. La gente tiene miedo a utilizarlos", comenta, a la vez que considera que el problema puede ser generacional.

En cambio, comenta sorprendido la ligereza con que los usuarios de aplicaciones móviles dan información personal a cambio de poder utilizar gratis una aplicación: "Eso parece que no les preocupa", dice, y manifiesta su convicción de que es necesario enseñar a utilizar internet, especialmente a los más pequeños. "Ningún padre va a dar las llaves de su coche a un niño de diez años. Necesitan ayuda para iniciarse en el mundo digital", señala a Efe Borgh, cuya empresa ofrece servicios como una aplicación de control parental y otra para proteger la privacidad en conexiones wifi públicas y reducir el consumo de datos en conexiones a través de redes móviles.

Los más de 50.000 participantes -7.000 de ellos directivos de empresas tecnológicas- en esta Web Summit, procedentes de 157 países, debatirán el futuro de este tipo de aplicaciones innovadoras así como otros avances en ámbitos como la programación o la inteligencia artificial hasta el jueves.
 
elempresario.com Twitter

Opiniones sobre @elempresariocom

Envía tu mensaje

©2016 Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE. Diego de León, 50 – 28006 Madrid – CIF: G-28496636 ceoe@ceoe.es